miércoles, 1 de julio de 2009

La Franja Transversal del Norte (FNT)


Por Alfonso Bauer Paiz
En La Hora, 30 de junio de 2009.

En estos últimos días, tanto empresarios interesados en participar en las licitaciones para la construcción de la carretera que, a partir de la frontera con México, comunicará a quienes vengan de Canadá, Estados Unidos de América y México, con el resto de países de Centroamérica, incluyendo Panamá, con los países de la América Latina.

Por supuesto que esas empresas están muy interesadas en dicho proyecto, porque, según información del Diario de Centroamérica (diario oficial de la República de Guatemala), el gobierno del presidente Berger adjudicó la ejecución del mismo a la empresa Solel Boneh y según el contrato, firmado en el 2007, le costaría al Estado US $658 millones. Precio exagerado, porque según avalúo del Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE), que se comprometió a otorgarle al Estado de Guatemala el préstamo para financiar la construcción de la carretera de la FTN, el costo sería de US $203 millones.

En este artículo diremos la vergonzosa verdad de lo que se ha ocultado al pueblo de Guatemala, en referencia a esa obra de infraestructura vial.

PRIMERO. A principios de la presente década (2001), el presidente Vicente Fox, de México, se prestó de testaferro del gobierno de Washington y lanzó, a nivel continental, el Plan Puebla Panamá, supuestamente para enlazar a México, Mesoamérica y Colombia en un plan de integración económica y de desarrollo de los países de esta región del hemisferio occidental. El plan no fue suyo, sino lo fraguó la administración de Bush, con la connivencia del Banco Mundial, de la Reserva Federal, del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y otras instituciones financieras, para imponer en todo el continente americano, su último intento de dominación política, económica y militar, conformado dentro de la ideología de la globalización neoliberal, conocida con el nombre de ÁREA DE LIBRE COMERCIO DE LAS AMÉRICAS (ALCA).

La curiosa lectora o el lector intrigado, se preguntarán ¿y eso que tiene que ver con la FTN? Para que salgan de esa duda, nos valdremos de un ilustrado sociólogo y antropólogo, e investigador del Instituto de Investigaciones Económicas y Sociales (IIES), de la Facultad de Economía de la Usac, Dr. Jorge Murga Armas, quien en un ensayo que escribió, PLAN PUEBLA PANAMÁ. Lo que está en juego en este modelo de integración regional, señala en el párrafo 1.2 Las iniciativas Mesoamericanas, lo siguiente:

''Si Centroamérica, salvo Guatemala en la región de la Franja Transversal del Norte (FTN) y el Petén, no cuentan con reservas petroleras, si Centroamérica, excepto Guatemala en la FTN, el Petén, Las Verapaces y el Altiplano, no cuentan con recursos madereros importantes, y si Centroamérica no posee reservas de gas natural como en el caso del Sureste mexicano; lo que puede interesar a los ideólogos del PPP y sus potenciales financistas, es la ampliación del mercado regional. (De hecho la primera fortaleza de la Región Puebla Panamá remarca eso: Población actual conjunta de 64 millones de habitantes (27 millones en el Sureste y 37 en Centroamérica, con probabilidad de llegar a 92 millones en el año 2005 (34 en el Sureste) y 58 en Centroamérica) la mano de obra abundante y barata, la biodiversidad, el potencial turístico y la posición geoestratégica de la región. Recordemos, Centroamérica es el punto de unión natural entre Norte y Sudamérica, articularla con México es un objetivo prioritario para el proyecto expansionista del gran capital transnacional. (...)"

Sabido lo anterior, es decir, que esa carretera en la FTN es de muchísimo más provecho para los EE.UU. que para Guatemala, ¿a cuenta de que nos vamos a endeudar los guatemaltecos con el BCIE, en cientos si no en miles de millones de dólares?

Además, en julio del año pasado, George W. Bush, presidente de los EE.UU. nos impuso el Plan Mérida, para combatir al narcotráfico al sur de la gran nación del Norte, pero que dentro de sus fronteras, las drogas circulan libremente.

Si eso es así, la carretera en la FTN sería senda a proteger de los traficantes de estupefacientes, que los introducen en USA, ¿por qué va a ser nuestra raquítica economía la que cargue con esos enormes gastos?

SEGUNDO. A mis compatriotas guatemaltecos de origen, desde hace varios milenios, les digo: Actúen ya, y exijan que el Estado cumpla con el compromiso de Estado, conforme al Decreto 52-05, Ley Marco de los Acuerdos de Paz, que asumió en el Acuerdo sobre aspectos socioeconómicos y situación agraria, Apartado: Acceso a la propiedad de la tierra, literal c), párrafo ii) que literalmente dispone:

"El Fondo (se refiere al Fondo de Tierras) se conformará inicialmente con las siguientes tierras: (....) ii) Tierras nacionales entregadas en forma irregular en zonas de colonización, especialmente en el Petén y la FRANJA TRANSVERSAL DEL NORTE, que el Gobierno se compromete a recuperar mediante acciones legales"

Han transcurrido ya doce años y el Gobierno no ha recuperado esas tierras que eran poseídas secularmente, en forma pública , de buena fe y pacíficamente por comunidades indígenas y fueron despojadas de ellas por generales y coroneles del Ejército que se adueñaron de miles de caballerías.

COMUNIDADES INDÍGENAS, RECUPEREN SUS TIERRAS EN LA FTN, ANTES QUE SE CONSTRUYA ESA VÍA APIA, QUE SERÁ NO DEL IMPERIO ROMANO, SINO DEL NORTEAMERICANO.

2 comentarios:

Ponchito dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Ponchito dijo...

Lic. Bauer: ud. está a favor o en contra de la construcción de la FTN?. Si su comentario se refiere al procedimiento de adjudicación y costo, estoy de acuerdo con ud. Aunque nunca faltan funcionarios corruptos que firman a cambio de una tajada, negociaciones que atrasan proyectos. Acá en la región tenemos décadas de escuchar que en el próximo verano empiezan a poner el asfalto; y nada

Archivo del blog